Fragmento de vídeo de la campaña 'Reabrimos la causa Helena Jubany', que ha tenido un gran éxito
Fragmento de vídeo de la campaña 'Reabrimos la causa Helena Jubany', que ha tenido un gran éxito

El juez reabre el caso Helena Jubany

El juez del 2 de Sabadell atiende a la petición de la familia y practicará nuevas pruebas y citará testigos para aclarar la misteriosa muerte de la mataronina

El caso Helena Jubany tendrá partido de vuelta a los juzgados. El juzgado 2 de Sabadell ha acordado reabrir el caso del asesinato de Helena Jubany, 19 años después, atendiendo a la petición de la familia de la mataronense y de centenares de personas que lo apoyaron. La investigación se archivó el 2005 y ahora, después de las nuevas pruebas aportadas por la familia de Jubany, el juez ha decidir reabrir la causa para esclarecer los hechos.

El magistrado del enjuiciado número 2 de Sabadell, de acuerdo con el informe del Ministerio Fiscal del pasado 17 de julio, ordena "la reapertura de las diligencias (que se encontraban archivadas provisionalmente desde el pasado 7 de octubre de 2005 sin que ninguno de las partes, no fiscalía ni acusación particular, presentara recurso ni en reforma ni en apelación, contra esta decisión) después de recibir, el pasado 5 de junio de 2020, escrito de la acusación particular que así lo solicitaba, y acuerda la práctica de nuevas testificales, entre otras diligencias". Esto significa, de facto, que la injusticia que siempre ha denunciado la familia de la mataronina puede solventar-se a partir de esta reapertura.

L'advocat Benet Salellas amb el germà de la víctima, Joan Jubany, a les portes dels Jutjats de Sabadell (foto: ACN)

El abogado Benet Salellas con el hermano de la víctima, Joan Jubany, a las puertas de los Juzgados de Sabadell (foto: ACN)

Primer triunfo de la nueva vía

La emisión del programa Crims suscitó una oleada de interés

El juez de Sabadell reabre el caso a partir de la petición hecha por la familia de Jubany. La familia de la joven mataronense asesinada en la capital vallesana aportó nuevos elementos de prueba que cuestionan de raíz las declaraciones que hicieron los testigos hace cerca de veinte años. La reapertura se ha podido llevar a cabo gracias a la financiación aportada por un grupo de ciudadanos y también al efecto sensibilitzador sobre el caso que tuvo la emisión del programa 'Crims' de Tv3 dedicado a Jubany,

Las nuevas pruebas aportadas a los Juzgados son de tipo documental, pericial y también testifical. "Mucha gente que tenía información relevante ha perdido el miedo y ha contactado con nosotros", detalla el hermano de la víctima, el mataroní Joan Jubany. El escrito de solicitud de reapertura se presentó el pasado 5 de junio y ahora hay un año y medio de margen antes de que los delitos prescriban. En estas dos décadas, la familia siempre ha criticado la investigación que se hizo en su momento y asegura que gracias a las nuevas pruebas aportadas hay ahora "muchos hilos para estirar".

Los Jubany han contado en la fase final de este vía crucis con el apoyo de un grupo de vecinos de Sabadell que han recogido el dinero necesario para hacer frente al gasto judicial. La portavoz del Manifest Sabadellenc, Maria Argudo, celebra que ahora la gente se plantee que un feminicidi ocurrido hace diecinueve años no pueda quedar impune: "Es la causa de todo un pueblo".

Helena Jubany.

Helena Jubany en su época de periodista

Un caso escabroso y misterioso

El cuerpo de la joven mataronina fue tirado desde una azotea, completamente desnudo y pleno de quemaduras

Helena Jubany murió la madrugada del 2 de diciembre de 2001, después de dos días desaparecida. Su cuerpo fue tirado desde una azotea, completamente desnudo y pleno de quemaduras. La muerte de la joven, además, está rodeada de muchos misterios. Tres meses antes del crimen, por ejemplo, Jubany recibió dos anónimos acompañados de bebidas adulteradas con somníferos. Los principales sospechosos fueron amigos de Jubany del entorno la Unión Excursionista de Sabadell, de donde la joven también era socia.

Además, en el edificio donde se encontró el cuerpo había el domicilio de dos de los principales sospechosos, Montserrat Careta y Santi Laiglesia. Careta llegó a entrar a prisión provisional como posible autora del homicidio, pero se acabó suicidando a la celda. También entró a prisión Ana Echaguivel, como cómplice de asesinato, pero acabó puesta en libertad. El juez concluyó que no existían indicios suficientes para imputarle el homicidio. También quedó libre de responsabilidades Santi Laiglesia, que a pesar de que se lo investigó, nunca llegó a ser detenidos por estos hechos.

La familia Careta se personará

La familia de Montse Careta también era partidaria de la reapertura del caso porque se pueda investigar "con profundidad y con los medios actuales". De este modo esperan poder demostrar su inocencia. La familia considera que Careta fue una víctima más, como Helena Jubany, de una o varias personas "que siguen haciendo su vida en plena libertad". La familia ha anunciado que se personará como acusación particular contra el autor o autores de la muerte de Helena Jubany, por la posible inducción al suicidio de Montse Careta cuando estaba en la prisión.

Archivado en:

Comentarios (1)

Antonio Recio Hace 1 mes
Se dice que había alguien de la Generalitat implicado, de ahí que no le dieran la IMPORTANCIA mediática suficiente y lo cerrasen rápido...
Josep Hace 1 mes
"Se dice"... que se dicen muchas tonterías. Els "fantasmes" cal buscar-los dins la justicia. No cal tant de recargolament. La gestió del procés va ser molt questionable... i no cal buscar el problema en la premsa o en algú de la Generalitat que va silenciar la premsa.